Saltar al contenido

Efectos del medio ambiente en la piel

Puntúa este artículo

¿Seamos conscientes de este gran problema? Uno de los magnos problemas del mundo real, la emisión de fluidos de efecto invernadero, representa un riesgo importante para el medio ambiente y para nosotros.

Más de la mitad de la urbe universal vive en entornos citadinos, lo que aumenta el rango de contaminación climática. Se apreció que la contaminación desarrollará un 1,84% durante los cinco años venideros, por a pesar de que existe una gran razón social y política de este inconveniente, todavía vivimos remotamente lejos de aliviar los daños producidos.

Lo que la mayoría de la gente ignora es que la contaminación del aire que respiramos o la atmosfera no sólo afecta a la salud de los hombres y mujeres generando dolencias, sino que también provoca efectos dañosos en nuestra piel. La contaminación ambiental es uno de los peores discrepantes de nuestro cutis.

Esto Cambiará Tu Vida Para Siempre , Si sufres de Acné Te Recomiendo DAR CLIK AQUÍ

¿Cómo inquieta la contaminación a la piel?

El medio ambiente y la contaminación
Agentes contaminantes que dañan la piel

Nuestro cutis, que opera como un muro contra las agresiones del medio ambiente, se aprecia rápidamente el efecto de la exposición a la baja calidad del aire en nuestras grandes ciudades. Una pésima calidad ambiental activa la edad de nuestra piel.

Estas son las causas

  • Desarrolla la generación de radicales libres que ayudan la aparición de arrugas y falta de consistencia.
  • Se comprimen los rangos de vitaminas C y E, antioxidante nativo del manto córnea.
  • Reduce el suministro de oxígeno (O) a los tejidos, lo que produce una piel opaca.
  • La defensa cutánea se trastorna y sus resultados son múltiples:
  • Color poco similar, aspecto mate.
  • Piel áspera y caída. Al estar menos oxigenada, la piel pierde flexibilidad.
  • Disquemias. Las manchas oscuras aparecen más fácilmente.
  • La piel se contamina y los orificios se cierran.
  • Hinchazón.
  • Sin hidratación.
  • Falta de luz.
  • Aceleración del proceso de envejecimiento de la piel debido al aumento de la producción de radicales libres.

¿Cómo proteger nuestra piel contra la contaminación?

La contaminación ambiental es uno de los enemigos invisibles del cutis. Sin embargo utilizar maquillaje, exponerse diariamente y los efectos nocivos de la contaminación y de los agentes externos. Una prueba irrefutable de ello sería pasar una bola de algodón humedecida por la cara para comprobarlo.

Para mantener una piel sana, el cutis necesita un cuidado específico que evite el envejecimiento prematuro que se produce por esta «asfixia». Es recomendable limpiar, purificar e hidratar la piel con los productos más adecuados para cada tipo de piel.

Seamos sensatos y entendamos que la contaminación se prepara de muchos polvos de contaminantes como las partículas finas, el monóxido de nitrógeno, los compuestos orgánicos volátiles y las sustancias tóxicas invisibles que se depositan en la película hidrolipídica, llegando hasta las capas más profundas de la piel.

El material en particulas que lo compone tiene un tamaño 20 veces menor que nuestros poros, lo que facilita su penetración y bloqueo. Es por ello que es recomendable no sólo limpiar diariamente nuestro rostro sino también utilizar productos que también desintoxican la piel, eliminando las partículas contaminantes.

Para actuar contra esta agresión es esencial mantener el cuidado y la atención de la piel, por eso sugerimos:

  • Realizar diariamente una limpieza neutra. Es importante mantener la piel limpia para evitar que los poros se bloqueen y permitir que la piel respire.
  • Un buen escudo protector. Usar productos con antioxidantes para frenar la acción de los radicales libres, así como propiedades antiadherentes para evitar que las partículas se «peguen» a la piel, sin olvidar un buen protector solar de amplio espectro contra los rayos UVB y UVA.
  • Siga una dieta sana y equilibrada para que su piel reciba todos los nutrientes necesarios y realice una rutina de ejercicios.
  • ¿Por qué es importante eliminar las partículas contaminantes de la piel?
  • Esta piel está preparada para mejorar sus mecanismos naturales de defensa.
  • Aumenta la flora bacteriana «buena».
  • La inflamación de la piel se reduce en las capas más profundas de la piel.

Todo ello produce una piel recuperada y revitalizada. Adquiere vitalidad, hidratación y mejora su aspecto, permaneciendo purificado.

Un estudio reciente ha demostrado que el Complejo de Zinc-Glicina, un ingrediente presente en varios productos de cuidado facial, tiene un poderoso efecto anti contaminante que protege las células de la piel contra la toxicidad producida por las partículas de DPE (Diesel Particulate Extract, proveniente de la combustión de coches diesel), demostrando ser uno de los contaminantes más dañinos para la piel.